En esta ocasión vamos a hablar de la entonación, un factor indispensable para transmitir el mensaje correcto al momento de realizar una locución.

Aprender a proyectar la voz nos ayuda a dirigir nuestra voz y llenar un amplio espacio con el sonido de nuestra voz.

La lectura en voz alta es una excelente herramienta lograr grabaciones más claras y profesionales.

Muchos de los errores de dicción los tenemos desde la infancia por lo que corregirlos no es una tarea muy fácil, pero no es imposible.

Los locutores vivimos de nuestra voz así que es fundamental tener los mejores cuidados con nuestra principal herramienta de trabajo.

En cualquier momento puedes enfrentar la necesidad de hablar ante el público y lo mejor que puedes hacer es estar preparado para ello.

¿Alguna vez te pasó en la escuela que tenías un maestro o maestra que hablaba igual toda la clase, provocando el bostezo de tus compañeros? Esto se debe a la falta de modulación de la voz. La modulación de nuestra voz es lo que le dará expresividad a nuestro discurso. Es el conjunto de entonación, pausas, inflexiones y dicción lo que nos ayudará a expresar de forma correcta lo que queremos transmitir.

Bien, ahora que hemos practicado tu articulación, vamos a trabajar con ejercicios de dicción. Algunos de los ejercicios más comunes son los trabalenguas y aunque difícilmente te vas a topar con un guión tan complicado, en algunas ocasiones hay palabras que nos cuestan más trabajo. Por ejemplo, en mi caso por alguna extraña razón, la palabra “necesidades” me hace batallar en muchos guiones. Y no es la palabra más complicada

Cuando te dedicas a la locución comercial o de cabina, la articulación y dicción son fundamentales para realizar un buen trabajo. Primero vamos a destacar cuál es la diferencia entre cada una. La articulación va enfocada a la forma en la que realizamos los movimientos faciales para pronunciar una palabra. Mientras que la dicción se refiera a la manera exacta de pronunciar las letras. En cuanto a la dicción algunas

¿Te ha pasado que empiezas a leer un texto o guión y de pronto te quedas sin aire a media frase? Muchas veces los nervios no ayudan, pero una herramienta clave para poder controlarlo es nuestra respiración. La voz no puede ser producida sin aire, por eso es importante que tengamos un buen manejo de nuestra respiración para poder realizar una locución adecuada. Ejercicios de respiración Vamos a empezar con